Los nuevos equipos de trabajo

El tema de los equipos es quizás uno de los temas empresariales más estudiados y de mayor cambio, esto porque no solo cambia la forma de vida de las personas, sino que también las herramientas de trabajo y la tecnología avanzan a pasos tan drásticos y radicales que es difícil mantenerse estático en este cambio.

La dinámica de un equipo ha quedado atrás e inclusive la figura de líder ha empezado a desaparecer, en los nuevos equipos de trabajo existen unas pautas o normas de trabajo que curiosamente nunca fueron ni han sido escritas en ningún lado, sino que han sido forjadas en el día a día del trabajo.

Debido al gran número de herramientas de comunicación que existen, estos equipos son capaces de trabajar en todo momento, a todas horas y en cualquier lugar del mundo, por dar un ejemplo ahora mismo yo, Alejandro Núñez, me encuentro escribiendo este artículo en un avión de Atenas a Viena, donde al terminar el artículo lo colocare en una carpeta de mi computadora,  la cual al encontrar una conexión en Internet se sincronizará automáticamente recibiendo este artículo los otros consultores de InnovarE, en donde uno de ellos, Arturo León, lo verá, editará y publicará y todo esto sin siquiera decirnos una palabra. 

Así como nosotros existen muchas otras personas que logran sacar ventaja de este tipo de comunicación, el ejemplo de nosotros fue simplemente un trabajo sencillo en donde publicamos artículos, pero muchas de nuestras operaciones se manejan de esta forma, otro ejemplo rápido es que hemos mantenido reuniones virtuales por Internet usando la famosa herramienta Skype, la cual nos permite tener videoconferencias con diferentes personas en diferentes lugares del mundo. Ahora no hay excusas para reunirse lo único que se necesita es fijar una hora, una conexión a Internet y listo; y esto no es todo, hoy en día muchos de los tratos multimillonarios o de las negociaciones más importantes se hacen de esta forma, la presencia física a pasado a la historia.

Estos nuevos equipos que se han generado, trabajan libremente estando en constante comunicación pero sin siquiera decirse una palabra, es decir, todos en el equipo saben lo que hace la otra persona, esto por que están todos trabajando de manera sincronizada y ordenada, los reportes de avances de proyectos, las reuniones y las graficas de gantt han quedado obsoletas para dar paso a una nueva era de trabajo sincronizado, en donde la figura de un líder tradicional es obsoleta.

Los nuevos líderes de este tipo de equipos lo único que hacen es programar quizás la reunión de inicio, aclarar que van a hacer cada miembro del equipo, aclarar las dudas y poco mas, es quizás algo más bien como un coordinador mas que un líder en sí, estos nuevos equipos no necesitan tener una motivación constante, trabajan por que creen en el proyecto y saben lo que tienen que hacer y lo hacen, no necesitan a un jefe detrás de ellos diciéndoles que hacer y que no.

Estos nuevos equipos son formados voluntariamente o espontáneamente, es decir, una persona intenta empezar un proyecto e invita a otras personas a colaborar en el pero no se forza a nadie, ni se obliga. Esa idea de los organigramas en donde los equipos eran formados por las personas que estaban debajo del directivo o de las personas del mismo departamento son tonterías.

Todas estas cuestiones son tan amplias como abstractas, ya que es difícil establecer un modelo de trabajo o establecer un patrón de comportamiento pues cambian día a día conforme avanza la tecnología y las maneras de comunicarse, sin embargo existen ciertas cuestiones generales que se pueden seguir o de las cuales podemos hablar, dichos puntos los iremos abordando un poco mas a profundad en futuras publicaciones por ahora los dejamos con esta breve introducción de lo que será una lista de artículos sobre la forma de trabajo de los nuevos equipos, en nuestro siguiente artículo, el cual quizás lo escriba en un tren rumbo a Praga, hablaremos sobre los equipos omnipresentes, interculturales y las personas multifunción.